Por un buen periodismo en tiempos de conflicto y posconflicto.
Acceda a una completa bibliografía de temas relacionados con conflictos,
posconflicto, poder armado, convivencia y paz, entre otros.
PALABRAS
05/08/2015

Alto al fuego

De acuerdo con la organización Medios para la Paz, alto al fuego es “una suspensión temporal de hostilidades entre dos o más combatientes. Puede ser local o general. Si se acuerda entre las Partes, se llama armisticio”.

Es importante señalar que “un alto al fuego o cese al fuego suele estar englobado en un marco amplio de negociación. Cuando se produce al inicio de un proceso no es más que un cese de hostilidades acordado entre las partes, que busca facilitar las negociaciones y la asistencia humanitaria. Suele ser muy inestable y requiere de posteriores negociaciones. Lo cual no resuelve las causas estructurales del conflicto” (Escola de Cultura de Pau).

Por otro lado, cuando se produce al final de un proceso llega a ser muy amplio y detallado. “Hoy en día es frecuente que incluya el retiro de fuerzas a zonas acordadas, el desarme y, en conflictos internos, la reforma de las fuerzas de seguridad. Un alto al fuego formal marca el final de la guerra y reconoce que las causas de la misma han sido resueltas. En esos casos se utiliza también el concepto de armisticio”. 

 

Según la Escola de Cultura de Pau, existen diferentes clases de alto al fuego. Por ejemplo:

Temporales. Tienen una fecha de inicio y de finalización. Habitualmente son declaraciones unilaterales que se dan por periodos cortos para facilitar una atención humanitaria (por ejemplo: la tregua unilateral por seis meses, y prorrogada por tres meses más del ELN en el oriente antioqueño. Colombia, 1999), por alguna festividad o como medida para facilitar un diálogo preliminar (como sucedió el año 2006 en Uganda).

Unilaterales. Los declara sólo una de las partes en conflicto. Suele ser una medida de construcción de confianza que apela a la reciprocidad de la otra parte. Por lo tanto suele tener lugar como acto previo al inicio de un diálogo.

Bilaterales. Para una declaración bilateral es necesaria una interlocución previa que permita alcanzar un acuerdo. Se trata de una manifestación de voluntad y expresión de consentimiento mutuo, en obligarse a cumplir unas determinadas disposiciones logradas mediante consenso (por ejemplo, el acuerdo entre el gobierno de Sri Lanka y el LTTE, 2002).

Fuentes

  • Escola de Cultura de Pau: escolapau.uab.es/img/programas/procesos/07procesos034.pdf   
  • Para desarmar la palabra. Diccionario de términos del conflicto y de paz. Medios para la Paz. Octubre 2005.
  • Fundéu BBVA